Publicidad
viernes, 15 octubre 2021 | Internacionales

Hidrovía: Bolivia probará barcazas inteligentes, inflables y solares en 2022

Bolivia se prepara para utilizar Barcazas Inteligentes durante la sequía de la Hidrovía Paraguay-Paraná. podrán transportar 40tn con un empuje a energía solar y semi automático. En 2022 se probará el primer convoy de Puerto Cáceres a Corumbá y luego hasta Rosario.
Hidrovía: Bolivia probará barcazas inteligentes, inflables y solares en 2022

La histórica bajante de las aguas del río Paraná afectó las exportaciones del país del altiplano. Desde septiembre Bolivia no puede exportar su carga por la hidrovía Paraná Paraguay por el bajo nivel de los canales.

Esta problemática motivó a buscar opciones para casos de extrema bajante cómo se viven en estos tiempos y Michel Chaim, presidente de Bionave Navegação SA y socio controlador de Puerto Cáceres (Brasil), sugirió activar estos mecanismos para garantizar la navegabilidad en la hidrovía en tiempos de sequía.

Bolivia estudia y avanza en la implementación de barcazas inflables, de impulso propio y con alimentación a energía solar como una solución a su problema de calado para mover la carga de cualquier material hacia el océano Atlántico.


Títulos de interés:
>Lanzaron los sorteos de Lotería "el gordo" de Navidad, Año Nuevo y Reyes 2022
>Pileta municipal Rosario: la temporada 2022 cargada de propuestas

Desde septiembre están paralizadas las exportaciones e importaciones y se espera que la época de lluvias reactive las operaciones entre diciembre y enero.

El proyecto propone utilizar barcazas construidas de materiales livianos con una manga de alrededor de 10 metros y 4 metros de eslora con motores de impulsión alimentados por energía solar. La construcción contemplaría un cerramiento superior para brindar seguridad de la carga y espacio físico para los paneles solares que producirán la energía.



Además estas pequeñas naves podrán transportar 40 toneladas, lo que equivale a un camión, con menor impacto ambiental, en formato de convoyes o segmentado y 24 horas al día. Según los argumentos de expertos en la materia, estas barcazas inflables tendrán un sistema de navegación semi automático, guiado por una carta náutica y dos operarios por convoy.

Bolivia se propuso realizar la primera prueba de travesía en 2022 desde los puertos de Puerto Cáceres a Corumbá. Este desafío abre otros caminos para el Estado Plurinacional que podrá utilizar canales sinuosos sin inconvenientes.

Los convoyes semiautomáticos son remolcadores de empuje que permiten el desplazamiento en ríos sinuosos de difícil navegación y están totalmente automatizados y pueden conducir barcazas con distinto tipo de carga. Pueden soportar pesos extremos como minerales, soya o algodón.

Todas tienen un sistema de captación y propulsión de energía solar. Se pueden formar convoyes de 30 a 50 barcazas, todas autónomas que saben por dónde deben navegar. Además, solo se requieren cuatro tripulantes en el bote que va a la cabecera. Cada embarcación pesa 500 kilos.

Chaim informó que “los tests de simulación dieron hasta ahora muy buenos resultados” y que “la descarga también es muy sencilla, una vez que el convoy atraque con mínimas adaptaciones en los puertos de descarga”.

En cuanto a la implementación, continuó, “tendremos a partir del año siguiente un convoy de 10 barcazas experimentales, haciendo el tramo Cáceres-Corumbá, luego, podremos llevar carga desde Bolivia hasta Rosario. Con ello vamos a navegar donde los convoyes tradicionales no navegan”.

Publicidad
Publicidad Publicidad Publicidad Publicidad
Publicidad
Av. San Martín 1215 San Lorenzo, Santa Fe, Argentina | C.P.: 2200 | +54 341 691 2807
© Copyright 2010, Todos los derechos reservados.
Escuchar en Google Podcasts